Menudo rostro tienen muchos cargos públicos del Estado español. Mientras la alcaldesa de La Muela acusa a altos cargos de su PARtido, los plenos en el municipio parecen dignos del mayor de los esperpentos: hace unas semanas los concejales regionalistas pretendieron modificar los estatutos de la sociedad urbanística del pueblo, para aumentar el poder de la Alcaldesa en materia de construcción (“El equipo de Pinilla pretende ampliar el poder urbanístico de la alcaldesa”, EPA, 01.05.09). De verbena total. Banana republicana pura y dura. Como el señor Camps y sus famosos trajes, pagados en metálicos. El “caso Gürtel”, otra peste más. En Gran Bretaña el presidente de la Cámara de Comunes ha dimitido, por no controlar los dineritos públicos. Hoy comienza la campaña de las europeas, sitúo mi intención anticolonial al margen de toda esta piara de ladrones. ¿Abstención activa?

 

camps

Imagen en Diversitat funcional

Anuncios